“Abordar con realismo los temas pendientes”, prioridad de la sanidad privada madrileña